jueves, 6 de agosto de 2009

Crítica en Diario Uno 4 de julio de 2009

El círculo perfecto
La primera acepción del vocablo en la Real Academia dice que es lo perteneciente o relativo al pueblo. Aunque la palabra popular ha sufrido algunas carpichosas modificaciones de interpretación, cuando vemos el documental de Danilo Lavigne, Doy sombra a menudo,, esa palabra tan escurridiza vuelve a tomar sentido. Y ella está ligada a otra en esto que nos toca. El folklore es un conjunto de creencias y costumbres, pero para que sea considerado tal, debe tener entre otros atributos, tradición.
Todos estos rasgos tiene, y sobradamente, ese festival que en Federal convoca a miles de personas cada año, donde el chamamé es el gran anfitrión.
Y no es precisamente anfitrión pasivo, meramente decorador: es el protagonista esencial que rige una idionsicracia honda, festiva por tradición, significante en cuanto a lazos de comunión popular. Y es la musica y la poesía la que hace el milagro, la que teje esas complicidades que abarcan a amplios sectores sociales. Muestra de esto es un tramo del documental en donde personas de edades y sectores sociales distintos reconocen al fectival como propio.
Y luego por sobre todo, Lavigne usa una lupa certera para poner la cámara y el micrófono a los músicos, a los musiqueros –sin rasgo peyorativo en este término, sino todo lo contrario- a historiadores y profesores de danza, y con la misma intensidad al marco festivo, a las miradas y sonrisas, a los cuerpos danzantes, a los paisajes típicos y, en fin, a toda esa liturgia que cada año renueva el encuentro, libera la sangre y convoca a la fiesta.
Más allá del valor estrictamente testimonial, Doy sombra a menudo conmueve por el respeto y la valoración del hecho cultural, la revelación del perfil genuinamente autoctono y por una estética que se ajusta perfectamente al chamamé, el gran protagonista.
Como yapa, el original en DVD contiene pequeños clips de chamameceros que son verdaderas joyas, lo que termina cerrando el círculo perfecto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada